Salud
24/12/2021 - 11:21:59



Aporte argentino en los ensayos para probar la eficacia de la píldora de Pfizer contra el Covid


Distintos grupos de investigación participaron a lo largo del país pero hubo uno que reclutó a la mayor cantidad de personas. El trabajo, que llevó meses y la puesta en marcha de una compleja logística, estuvo a cargo de la médica Marisa Vico, investigadora, directora médica del Instituto de Investigaciones de Zárate y del Grupo Oroño de San Nicolás.

La especialista, que vive en la localidad de Funes, contó detalles del proceso de aprobación y se mostró orgullosa de que en este momento de la pandemia, cuando los casos aumentan en casi todo el mundo, exista la posibilidad de contar con una píldora que frena la replicación del Sars Cov 2 y por lo tanto puede evitar hospitalizaciones y muertes.

El medicamento, que por ahora no está disponible comercialmente, se llama Paxlovid y debe tomarse ante la aparición de los primeros síntomas de Covid.

Según la información oficial que brindó Pfizer "está autorizado de emergencia en adultos (que pesen más de 40 kilos) y en pacientes pediátricos desde los 12 años".

Agrega el comunicado que "de acuerdo a los datos del estudio EPIC HR, Paxlovid redujo el riesgo de hospitalización y muerte en un 89% , dentro de los tres días posteriores al inicio de los síntomas de Covid, y en un 86% dentro de los cinco días posteriores al inicio de los síntomas en comparación con placebo".

Pfizer anunció que está en condiciones de suministrar 10 millones de tratamientos a los Estados Unidos (que hará acuerdos para la distribución en distintos países) y que aumentará la producción a 120 millones en 2022.

El proceso
Marisa Vico es médica cardióloga pero hace 25 años que se dedica a la investigación, especialmente en drogas para cardiología y diabetes.

Ante la irrupción de la pandemia de Covid muchos investigadores se volcaron a los estudios clínicos vinculados al Sars Cov2, ya sea en la búsqueda de vacunas como de terapias eficaces para frenar el impacto del virus.

"Contábamos con el entrenamiento, el conocimiento del método científico y armamos equipos comprometidos en la búsqueda de soluciones para la pandemia de Covid", comentó la especialista.

Pfizer la seleccionó, junto a un reducido grupo de profesionales argentinos, para llevar adelante los ensayos en el país.

Su grupo fue el que más personas reclutó.

Los resultados, mencionó, fueron alentándolos rápidamente, ya que en los análisis parciales iban viendo la alta eficacia del producto farmacológico.

"Fuimos buscando a los pacientes que estaban aislados por Covid, pudimos entrar a sus domicilios con todo el equipo que tenemos en el centro de investigación para cumplir estrictamente el protocolo del ensayo. Así que íbamos con enfermeros, extraccionistas, personas que procesan las muestras y hasta quien se encarga de enseñar a usar la aplicación que los pacientes deben tener para ir detallando una serie de datos cotidianos a lo largo del ensayo", mencionó, dando cuentas de la logística que hay que poner en marcha cuando se prueba una nueva droga.

Vico señaló que iniciaron este trabajo en el mes de agosto, en Zárate (reclutaron pacientes de distintas localidades, especialmente de Buenos Aires), y en noviembre ya estaban en el mundo los primeros estudios preliminares "con una eficacia abrumadora".

"Nosotros seguimos trabajando aún cuando ya no hay reclutamiento pero el seguimiento y la recopilación de datos se sigue realizando. El estudio no está cerrado pero lo que ya se demostró es contundente en cuanto a seguridad y eficacia", explicó la médica.

"Desde el comienzo de la pandemia muchos investigadores en el mundo nos pusimos el objetivo de encontrar, contrarreloj, un antirretroviral que pudiera ayudar a superar la enfermedad por Covid, evitar complicaciones, evitar muertes", señaló la médica.

"Hoy puedo decir con orgullo que veo una luz al final de este túnel", enfatizó.

Confiada en el enorme aporte que hicieron las vacunas, Vico no dejó de mencionar que con la aparición de tantas variantes del Sars Cov 2 la protección de las mismas va disminuyendo y por eso es necesario seguir vacunando, entonces, el hecho de contar con una píldora que tomada durante los primeros síntomas ponga un freno a la infección "es un logro inmenso y un respaldo que nos ayuda a mirar el camino que queda, de otra manera".

"Sea la variante que sea este medicamento tiene una alta eficacia: baja diez veces la carga viral", dijo.

Si bien aún no está disponible en el mercado la médica confía que con la aprobación de la FDA, la Anmat, en Argentina, no tarde mucho tiempo en darle el visto bueno y pueda ofrecerse a todos los pacientes argentinos que lo necesiten.

Volver


ENCUESTA